Una película cambia la vida de un globero

Una película cambia la vida de un globero

El Apenas es uno de los pocos globeros que todavía sobreviven en la Ciudad de México. Un personaje que ha vivido los últimos 30 años en la calle, pese que tiene dos hijos y una esposa, quien incluso lo visita y le lleva de comer. Un hombre que no regresa a vivir en familia porque tiene como principal problema el alcohol y las drogas, pero que está consciente que algún día tiene que hacerlo.

Su historia, contada cronológicamente durante un año, fue una obsesión para el productor y ahora director Carlos Hernández Vázquez, quien insistió cerca de dos años para convencer a El Apenas, que le  permitiera filmarlo.

“Había una extraña fascinación por el personaje,  extraña porque no lo entendía al principio, durante el primer año, me costó un poco de trabajo entender que se trataba realmente de una historia de familia, de padres e hijos; en cuanto lo entendí, me hizo clic y vi para dónde tenía que ir y comprendí porque estaba yo tanto ahí, porque había un tema personal, familiar, y fue una manera catártica de explorarla”, explica Carlos Hernández a Close Up en Playa del Carmen, donde su película De puro aire forma parte de la sección Plataforma Mexicana del Festival Internacional de Cine de la Riviera Maya (@rmffmx).

Don Gabriel Nájera, conocido como El Apenas, vive las 24 horas en la esquina de Insurgentes y avenida La Paz, en San Ángel. Ahí infla, decora y vende globos, manteniendo una tradición que  está casi extinta en la ciudad. Sin embargo ha sido un padre ausente de dos hijos y su esposa, Doña Mari, quien después de 30 años continúa buscando que él regrese a casa.

“Cuando El Apenas vio la película le costó trabajo ver reflejado su alcoholismo, lo que posteriormente le hizo replantearse muchas cosas. Ahora lleva un año y medio sin tomar alcohol, verse en pantalla le creó un shock, pero también le ayudó a seguir con el proceso en Alcohólicos Anónimos. Quiero pensar que el documental ayudó a eso”, asegura Carlos Hernández.

De puro aire compite por el Premio Kukulkán que consta de 300 mil pesos para la distribución comercial de la película.

Amelia Rojas (@ameliarojas)

Comentarios