Filmar Las oscuras primaveras ha sido un regalazo: Cecilia Suárez

Filmar Las oscuras primaveras ha sido un regalazo: Cecilia Suárez

Pasaron siete años para que Cecilia Suárez (@CeciliaSuarezOF) trabajara nuevamente bajo la dirección de Ernesto Contreras (@ErContreras). La primera vez hicieron Párpados azules, filme que le valió una nominación al Ariel (@AcademiaCineMX) como Mejor Actriz y ahora, apenas el pasado 24 de marzo, terminaron el rodaje de Las oscuras primaveras, su más reciente colaboración.

Párpados para mi sigue siendo una de las experiencias cinematográficas más importantes y más entrañables que he tenido, así que volver a filmar con Ernesto ha sido un regalazo”, asegura la actriz en entrevista con Close Up, en la que enfatiza que este nuevo trabajo es completamente distinto al anterior, aunque con el sello de su director.

Una de las razones que me entusiasmaba de volver a trabajar con Ernesto es que es un cineasta que constantemente reta al actor, te obliga a hacerte preguntas distintas sobre tu propio proceso y trabajar con él es como un brinco al vacío, pero con la confianza de su sabiduría, cariño, entrega y profesionalismo por lo que hace”, añade.

Cecilia y Ernesto Contreras
Cecilia y Ernesto Contreras

Para su personaje en Las oscuras primaveras, en la que comparte créditos con Irene Azuela (@IreneAzuela) y José María Yazpik (@jmyazpiik), Cecilia Suárez debió cambiarse el look y deshacerse de su larga cabellera, situación que, dice, no le causó ningún problema.

No fue complicado cortarme el pelo por dos razones: primero porque confío mucho en el trabajo que Ernesto me pide y trabajando con él no puedo negarme; y segundo porque tenía ganas de cortármelo desde hace un año y por muchas razones me había detenido, pero vino esta propuesta, le dije que sí y fui feliz, pienso que me deshice de un montón de cosas que traía ahí y es delicioso tener el pelo corto”, enfatiza la actriz, quien se emocionó al enterarse de que filmaría esta historia en formato de 35 milímetros y no en digital, como se acostumbra actualmente.

Fue muy emocionante porque las últimas películas que he hecho ya no se hacen así. Ese formato te da un poco de melancolía, a mí me recordó a mi primer cinta, pero más allá de eso, sabes que hay un valor de imagen que va añadido y también sientes un rigor por lo caro del material”, explica.

Por su parte, el director comenta que con Las oscuras primaveras quiso despedirse del celuloide, pues “estaba seguro de que se iba a generar una mística particular en la filmación.

Tener la oportunidad de despedirme del negativo le daba un valor muy significativo al proyecto, pues usar 35 milímetros te hace muy consciente de la cantidad de material que tienes y las tomas que puedes hacer, porque cuando filmas en digital sabes que tienes un poco más de libertad para cambiar, pero acá era parte de la apuesta y fue riquísimo. Era como decir adiós negativo, gracias, que venga lo que siga”, comenta el egresado del Centro Universitario de Estudios Cinematográficos (@CUECUNAM).

Por ahora la película entrará al proceso de edición, labor que a diferencia de Párpados azules no hará Ernesto Contreras, sino recaerá en Valentina Leduc, quien de acuerdo al cineasta “su sensibilidad y talento la hará conectarse bien con las imágenes”.

De momento Contreras prefiere concentrarse en el proceso de post producción de su nuevo filme y no pensar en la estrategia de estreno en festivales o salas comerciales.

Todo lo que venga será parte de una sorpresa, prefiero no pensar en lo que va a ocurrir, será una decisión en conjunto y estoy seguro que se estrenará en el lugar que sea mejor para la película”, finaliza el director.

Cecilia, Chema e Irene

Christian De La Luz (@Christer)

Comentarios

Deja una respuesta

Tu correo electrónico, no será publicado.