El monje loco y ¡porno!

El monje loco y ¡porno!

El monje loco y ¡porno!

“Nadie sabe, nadie supo, la verdad sobre el pavoroso caso de…” Esa era la célebre frase que pronunciaba El Monje Loco, un extraño personaje creado para la radio mexicana en los años 30 y que en la siguiente década saltó a la pantalla grande de la mano del director Alejandro Galindo, con la participación de quien hacía la voz en la emisión radial, Salvador Carrasco.

Aunque tuvo su estreno en 1940, se cree que la película fue un gran fracaso en taquilla, pues hoy pocos la recuerdan y permanece casi inédita, situación que cambiará muy pronto, ya que el filme saldrá de nuevo a la luz después de ser restaurado por la Filmoteca de la UNAM (@ButacaUNAM).

“Hasta ahora hemos localizado dos de seis capítulos –o jornadas, como las llamó Alejandro Galindo– que conforman la película”, asegura Francisco Gaytán, subdirector de Rescate y Restauración del acervo universitario.

Las espeluznantes historias creadas para la emisión radiofónica por Pedro de Urdimalas y Carlos Riveroll fueron presentadas originalmente en episodios bajo títulos como “La herencia  negra”, “El horrible caso de las manos cortadas”, “La gárgola humana”, “El Cristo justiciero”, “Un pacto con el demonio” y “La reencarnación de Vilma Voldoni”.

El monje loco

Pero esto no es todo. El reciente descubrimiento de otro material fílmico se añade a esta historia: El monje loco ¡en versión pornográfica! De la cual, se especula, podría ser autor el cineasta Ismael Rodríguez.

“Esta producción silente, como la mayoría de las cintas de nuestra colección XXX en la Filmoteca, utiliza la imagen de un radio para señalar que se estaba escuchando a El Monje Loco. Se cree que la filmó Ismael Rodríguez en un momento de gran necesidad económica, aunque hasta ahora no hemos podido comprobar esta suposición”, reveló el experto en restauración fílmica.

El análisis del filme ha permitido registrar la participación de la misma actriz en dos o tres producciones similares. “Parece ser una actriz, modelo o prostituta a la que le gustaba aparecer en estas filmaciones”, explica Gaytán.

Aunque se trata de una ficción, El Monje Loco (versión porno) también tiene un gran valor documental pues muestra escenas reales. “Vemos gente real que aparece en la película como actores involuntarios, pues fueron captados en escenas en las que la protagonista se dirige a una casa de citas o cuando sale a prestar su servicios amatorios”.

Esto denota la arquitectura, el urbanismo e incluso la vestimenta y la moda que prevalecían en aquel entonces.

Conocido en la actualidad por la interpretación paródica que de él hace en la televisión el comediante Eugenio Derbez (@EugenioDerbez), El Monje Loco original y en su versión pornográfica podrá ser redescubierto por las nuevas generaciones a través de estas dos producciones, actualmente sometidas a trabajos de restauración por la Filmoteca de la UNAM.

Sandra Karina Hernández (@sandra_karina)

Comentarios